“Quiero escribir pero no sé por dónde empezar”: ¿Cómo escribir un buen artículo?

¡Compárteme!

 

Es bastante habitual querer escribir un buen artículo y encontrarte diciéndote a ti mismo esta frase, especialmente si no estás acostumbrado al boli y al papel, por trabajo o afición. Y, de repente, un motivo imperioso te obliga a escribir un artículo, una noticia, un contenido. Las ideas no fluyen, tienes un caos mental y empiezas y borras las veces suficientes como para sentirte frustrado. Vamos a ordenar ese caos.

 

EMPECEMOS POR EL PRINCIPIO: ¿QUÉ QUIERES TRANSMITIR?

 

Una de las mayores frustraciones viene de la mano de pensar -erróneamente- que cuanto más culto y cuidado parezca el texto, más atractivo, interesante y prestigioso resultará para el lector. Esto es absolutamente falso, especialmente si el escrito estará destinado a Internet. Cada vez leemos menos, en pantalla se complica la lectura porque la vista se cansa y si encima el texto es denso, se convierte en infumable.

El mejor consejo -en mi opinión- que te puede dar un periodista o una persona acostumbrada a escribir con cierta frecuencia es que pienses qué quieres transmitir y te imagines contándoselo a otra persona. A partir de ahí, se trata de transcribir esa explicación, probablemente será mucho más clara.

Escribir un buen artículo implica un esfuerzo en esquematizar las ideas. Empieza por ahí. Coge papel y boli y haz un listado de ideas o conceptos de los que quieres hablar. A partir de ahí, ordénalos para darle un hilo, para guionizar ese contenido. ¿Cómo? Tradicionalmente, para las noticias, se utilizaba la pirámide invertida. Para un artículo no tienes que hacerlo así, puedes simplemente ordenar esas ideas en bloques relacionados entre sí. Lo importante es que el texto global tenga un sentido y no se vea como un conjunto de contenidos inconexos.

 

¿A QUIÉN TE DIRIGES?

 

Una norma básica de la publicidad es “producto para todos, producto para nadie”. Esto significa que si quieres llegar a todos, al final no llegarás a ninguno. Piensa en quién leerá tu artículo y enfócalo hacia él. No es lo mismo un público especializado en la materia que uno ajeno. Pero cualquiera de ellos agradecerá la sencillez.

 

A la hora de escribir un buen artículo es importante saber quién lo leerá, ser claro en las explicaciones, tener argumentos de peso y, por supuesto, cuidar el léxico y la ortografía.

 

 

SENCILLEZ Y PERFECCIONISMO NO SON CONTRARIOS

 

Que no quieras ser rimbombante no significa que no cuides el léxico y la ortografía. Lamentablemente en el sector del marketing digital nos encontramos todos los días con artículos que tienen docenas de faltas de ortografía. Eso es casi una falta de respeto hacia el lector, el no tomarse la molestia de corregir los textos antes de publicarlos cuando contamos con herramientas tan estandarizadas como el corrector de Word. Errores los cometemos todos, está claro, pero no cuesta nada pararse cinco minutos a revisar el contenido para minimizarlos.

También es un error bastante frecuente repetir palabras constantemente. Un diccionario de sinónimos a mano es un buen aliado a la hora de tener delante un editor de WordPress en blanco.

 

como escribir un buen artículo
 

EL ESTILO PARA ESCRIBIR UN BUEN ARTÍCULO

 

El estilo de cada uno es algo que enriquece al lector. ¿Os imagináis que todos los artículos fueran listados? Vamos en esa dirección y resulta ya cansino. Es cierto que la escritura persuasiva del copywriting funciona, pero no todos los artículos buscan vender algo, pueden ser meramente informativos. Valora qué objetivo persigues. Si quieres convencer, emocionar y encaminar a tu lector hacia una meta concreta, lo mejor es que apuestes por las técnicas del copywriting para enamorarle. Si es un artículo informativo, busca la objetividad y elimina tus apreciaciones personales.

 

Es importante cuidar el titular: en la mayoría de las ocasiones será decisivo para despertar el interés de tu público y hacer que continúe leyendo.

 

 

¿QUÉ TÍTULO ESCOJO?

 

Para mí el momento de seleccionar el titular es el más complicado porque en gran medida dependerá solo de él que la gente quiera continuar leyendo. Sobre cómo titular los post de un blog ya escribimos un artículo hace tiempo, pero ahora quiero comentar algo que no dije en su día: ¿cuándo decido el titular? Yo lo hago al final, especialmente si el contenido que escribí es denso, tiene muchas ideas que tocan distintos temas y no sabría escoger una sola que fuera la más importante. Al final del escrito, cuando ya hice el esquema, lo organicé y desarrollé es cuando más claros tengo los derroteros que ha tomado mi texto. Es ahí cuando tomo la delicada decisión de escoger una frase que motive, interese y genere expectativas en el lector. Y ahí cruzo los dedos para haber conseguido despertar curiosidad en el titular y haberla satisfecho con el contenido. 🙂

 

Fotos: kaboompics, naturalpastels

About The Author

Directora de Comunicación, Social Media Manager y copy en Vincutato. Periodista especializada en comunicación online y marketing digital.

Leave Comment

Nombre
Email
Web

*